Menú de usuario

CIPCA

Centro de Investigación y Promoción del Campesinado

EL FIN DEL SUPER CICLO DE LAS MATERIAS PRIMAS

EL FIN DEL SUPER CICLO DE LAS MATERIAS PRIMAS SU IMPACTO EN LOS INGRESOS REGIONALES
 
Epifanio Baca Tupayachi / Grupo Propuesta Ciudadana / Artículo publicado en el Suplemento SEMANA
del Diario El Tiempo. Domingo, 22 de febrero de 2015. Pág. 04 y 05.

La caída de precios de los minerales y del petróleo marca el fin del súper ciclo de las materias primas que sustentó el crecimiento sostenido de nuestra economía – y de América Latina- durante 10 años. El menor crecimiento de la economía china, el estancamiento de la zona euro y del Japón son los principales factores que explican esta tendencia. El aumento extraordinario de la producción de shale gas y shale oil en los EEUU ha sido un factor decisivo para la caída del precio del petróleo.

Lamentablemente, del 2012 en adelante, América Latina ha iniciado un proceso de desaceleración económica con un crecimiento de 3.1% ese año, 2.5% en el 2013 y por debajo de 1.5% en el 2014. Asimismo, después de haber sostenido tasas de crecimiento superiores al 6% durante varios años, en el 2014 la economía peruana sólo pudo crecer 2.3%, claro signo de desaceleración.

La caída de los precios de los minerales y del petróleo marca un nuevo ciclo

Desde el 2011, los precios de los minerales vienen descendiendo de manera continua. El precio del cobre en 2014 fue en promedio 22% menor que el registrado en el 2011; en el caso del oro la variación fue de  -19%,  en el de la plata -46% y en el plomo -13%. La caída del precio del petróleo es, en cambio, reciente: a mediados del 2014 el precio del barril sobrepasaba los 100 dólares el barril, y para enero de 2015 cayó debajo de los  50 dólares.

El Banco Mundial acaba de publicar sus estimaciones sobre los precios de las materias primas[1], resaltando una tendencia a la baja en los próximos cinco años. Así, estima que el petróleo no superará los US$ 60 hasta el 2019, y que el cobre y el oro, tendrán una tendencia a la baja en los próximos diez años. Otras instituciones como la EIA[2] o el FMI[3], estiman que en el corto plazo, 2015

 

[2] Departamento de Energía de los Estados Unidos www.eia.gov

[3] http://www.imf.org/external/np/res/commod/pdf/cpor/2014/cpor1214.pdf

– 2016, el petróleo, el cobre y el oro mantendrán su tendencia decreciente. Se trata por tanto de una tendencia con menores precios al menos para los próximos cinco años.

Menos recursos para las regiones

La caída de los precios de las materias primas impacta directamente en los resultados económicos de las empresas y, por consiguiente, en los ingresos tributarios y no tributarios del Estado. Siguiendo la cadena de efectos, la disminución de las utilidades de las empresas se traduce en menor impuesto a la renta y en menores ingresos por canon minero y petrolero; de la misma forma, la disminución del valor de producción significa menores ingresos por regalías mineras y petroleras.

El canon minero paso de S/. 5,2124 millones en 2012 a S/. 1,709 millones proyectado para el 2015, vale decir una reducción consecutiva por tres años que suma 67%, que impacta fuertemente a aquellas municipalidades y gobiernos regionales altamente dependientes del canon, las que se verán obligadas a paralizar obras en curso y postergar el inicio de otras. Las regiones más afectadas por la caída del canon minero en el 2015 son: Ancash (- 333 millones), La Libertad (-291 millones), Cajamarca (-198 millones) y Arequipa (-126 millones).

Las transferencias del canon petrolero se vieron favorecidas por los buenos precios y la Ley de homologación del canon aprobada en 2011, pasando de S/. 889 millones en 2011 a S/. 1,406 millones en 2014. La caída del precio del petróleo entre fines de 2014 y enero de 2015 (pasando de 100 a 50 dólares), ha revertido esta tendencia y provocara la drástica reducción del valor de producción petrolero y por tanto, de las transferencias del canon. Para el 2015 Propuesta Ciudadana estima ingresos del orden de S/. 844 millones lo que significaría una reducción del 40%, siendo las más impactadas las regiones de: Piura (- 276 millones), Tumbes (-161 millones) y Loreto (- 96 millones).

En resumen

  • El descenso sostenido del precio de los minerales y el petróleo, síntoma de un nuevo escenario económico,  se traduce no solo en un menor aporte fiscal para el país, sino en menores transferencias de recursos para las regiones mineras y petroleras.
  • Las regiones más impactadas con la reducción de canon minero el 2015 serán, por un lado, Ancash, La Libertad y Cajamarca. Por otro lado, la caída del canon petrolero afectará fuertemente a Loreto, Piura y Tumbes. 
  • Frente a esta situación planteamos que el MEF defina mecanismos de compensación para amortiguar la caída de los ingresos de las regiones más impactadas. Los recursos del fondo de estabilización fiscal – que cuenta con 8,500 millones de dólares- bien podrían utilizarse con este propósito.
Back to Top